El Gato Himalayo

Gato Himalayo

El gato Himalayo es un hermoso ejemplar de felino doméstico que se caracteriza por su enorme parecido con dos razas de gatos, el Persa y el Siamés. Su estructura física es muy similar al Persa, y el color de sus ojos y manto son semejantes a los del gato siamés.

Estas características han hecho que los amantes de los gatos. como los miembros de la Asociación de Criadores de Gatos (CFA)  tuvieran  al gato Himalayo como una variación de los gatos Persas hasta 1957, cuando se le dio la categoría de nueva raza.

PesoMacho: 6 Kg.
Hembra : 4 a 6 Kg.
PeloLargo.
Color de los ojoAzul, verde y cobre.
Color de PeloBlanco, Negro, Chocolate, Lila, Negro, Rojo, Crema, Dorado y Marrón.
Rango de vida8 a 11 años.
MaullidoPoco.
Necesidad atenciónModerada.
Necesidades de aseoAlta.
CuidadosAlto.

Historia

El gato Himalayo es el resultado de la selección artificial que hicieron los criadores de gatos desde que pensaron en tener un gato con el pelo largo y la cara chata como el Persa, pero con los ojos azules y la coloración propia del Persa.

Gato Himalaya arriba de la cama

Así que no te emociones pensando en que esta raza de minino proviene de los Himalayas y que es muy antiguo, en realidad su creación es reciente, siglo XX y su reconocimiento como raza nueva tiene apenas unos 60 años.

Sin embargo, aunque no provienen del Himalaya, los gatos Himalayos sí te pueden trasmitir la paz  y tranquilidad que buscas si es que te gustan los gatos que necesitan espacio para crecer saludablemente y que no suelen maullar mucho.

Su andar silencioso y pausado, así como su carácter cayado y calmo hacen del gato Himalayo el perfecto gato Zen para que te encuentres en equilibrio perfecto en todo momento.

Aspecto del Gato Himalayo

Gato Himalayo arriba de un tronco

Aceptando que el gato Himalayo es la cruza entre el gato Persa y el Siamés lo que tenemos es un michi con el cuerpo redondo y las patas cortas, por lo que les cuesta algo de trabajo saltar, no tanto como a los gatos Munchkin, pero sí les cuesta trabajo, aunque esto no impide que sean partícipes en los shows felinos.

La cabeza de los gatos Himalayos es muy similar a la de los Persas, tienen la nariz chata como los gatos Persas y los ojos muy grandes y redondos, el color de los mismos es azul, pero eso ya es por herencia de los gatos Siameses que son ancestros del Himalaya.

El pelaje del gato Himalaya lo hace similar a los gatos Siameses, de modo que verás su rostro, orejas patas y cola en tonos más oscuros que el resto del pelaje, de acuerdo a la tonalidad del pelo se le puede clasificar como Blue point, Lila Point, Seal Point, Chocolate Point, Red o Flame Point y Cream Piont. 

La mayor parte del manto del gato Himalayo es blanco o color crema, lo que puede hacer que los puntos con tonalidad más fuerte resalten más o se vean más tenues.

Personalidad

El gato himalayo es muy amigable, juguetón, travieso y por lo general suele apegarse a su dueño, demandando atención y cariño. Es muy curioso por naturaleza y gracias a esa curiosidad, puede meterse en problemas.

Esta raza es singular, ya que son activos (no mucho) y a la vez silenciosos, puede ser el mejor compañero de vida.

Cuidados y Salud del Gato Himalayo

Adoptar un gato Himalayo es una gran responsabilidad, ya que tener uno de estos hermosos michis en casa no es algo que se limite a darle de comer lo que sea y ya, además de los cuidados necesarios, como las vacunas y las visitas al médico necesita un trato muy especial para mantenerlo saludable, aquí te decimos los cuidados que requiere.

Gato Himalayo descansando en el bosque

Cepillado Diario

Si quieres mantener saludable el pelaje de tu felino de pelo largo debes cepillarle el pelo al menos una vez al día, así evitarás que se le formen bolas de pelo, lo que lo mantiene hermoso.

Pero el cepillado no sólo se limita a la salud del manto, ya que los gatos Himalayos padecen de enfermedades respiratorias que se pueden evitar al no dejar que los pelos sueltos se le atoren en la garganta.

Es recomendable que le des Malta a tu gato para evitar que suelte mucho pelo, pero antes de hacerlo consulta a tu veterinario para que te indique lo mejor para el michi.

Baño una vez al mes

Algunos criadores recomiendan bañar al gato Himalaya, al menos una vez al mes, ya que esto ayuda a que el pelaje se mantenga libre de grasas que suelen acumularse en él.

El exceso de grasa en la piel de los michis les puede provocar enfermedades serias en la piel, por ello hay que bañarlos, pero cuidado debes usar Shampoo especial para gato, ya que los shampoos para humanos suelen traer químicos y perfumes que irritan la piel de tu michi.

Cuidado de los ojos

Ojos de gato Himalayo

Los gatos Himalayos son propensos a padecer de los ojos, por lo que debes cuidar mucho de la salud de los mismos y atenderlos en caso de que veas que tu gato lagrimea.

Por muy graciosos que sean los memes de los gatos en plena «lloración», lo cierto es que los ojos de los gatos no suelen lagrimear, por lo que deberás consultar con tu veterinario para evitar que se degrade la salud de tu felino por usar remedios o ponerle en los ojos gotas de las que son para los humanos.

Cuida su dieta

La dieta de un gato Himalayo debe estar pensada para gatos que no suelen ser muy activos, porque si les das cualquier alimento entonces puedes hacer que tu gato padezca obesidad y los subsecuentes problemas de salud que vienen con el sobrepeso en los felinos.

Además debes contemplar la etapa de vida en la que se encuentra tu gato Himalayo para poder ofrecerle los nutrientes que necesita para estar sano y fuerte, por ello es mejor que consultes con tu veterinario antes de ofrecerle o cambiar el alimento al que lo tienes acostumbrado.

Enfermedades más comunes de los gatos Himalayo

Los Gatos Himalayos, como la mayoría de los felinos de Raza, presentan enfermedades genéticas (transmitidas de generaciones anteriores), además, como son razas creadas por el hombre, suelen presentan complicaciones en la salud.

Te dejamos las enfermedades más comunes del gato Himalayo:

  • Puede presentar exceso de grasa en la piel y forma escamas, que les puede causar enrojecimiento en la piel, comezón y pérdida de pelo.
  • Por lo regular el gato Himalayo es sensible al calor.
  • Este gato puede tener sensibilidad en la piel, lo que se le conoce como síndrome de hiperestesia felina.
  • Padece de una incorrecta alineación de los dientes (maloclusión dental).
  • Tiende a sufrir afecciones en los ojos, como retención de líquido en los ojos, ojo de cereza y atrofia progresiva de retina.
  • Este tipo de felinos tienen dificultad para respirar, incluso parecería que ronca fuerte.
  • Es propenso a formar quistes en los riñones

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.